¡No hay manera alguna de que Jesús de Nazaret pudiera ser el siervo de YHVH descrito en Isaías 53!

¡En primer lugar, según la mitología cristiana, Jesús era el propio Dios, venido en carne! ¡1ªTimoteo 3:16 nos dice que 'DIOS FUE MANIFESTADO EN CARNE (de Jesús)'! ¡Colosenses 2:9 nos dice que 'en él (Jesús) habita corporalmente TODA la PLENITUD de la DIVINIDAD!' Juan 14:9 nos dice, 'él que me ha visto a mí (Jesús) ha VISTO AL PADRE!' etc. Ya que Jesús era DIOS 'disfrazado' de hombre, él no podría ser el Siervo de Dios! En el mejor de los casos, él estaría jugando el papel de un 'siervo'. ¡Menuda cosa para 'Dios' 'sufir', ya que él sabe desde el principio que él es 'Dios', (!un pensamiento muy consolador!), a menos que él temporalmente 'olvidara' que él era 'Dios', (!lo cual es improbable, para una persona como 'Dios'!).

¡En segundo lugar, el siervo de YHVH VIVIRÍA, y tendría hijos! En el texto Hebreo del versículo 10 de Isaías 53 se lee,: "¡Si pone su vida en expiación por el pecado, verá (el Siervo) descendencia (tendrá hijos), vivirá por largos días.! (YIREH ZERA, YAARIKH YAMIM)." ¡Apenas una descripción digna de un hombre que murió sin hijos a sus treinta y tres años!

¡Es más, el Siervo es un ELLOS, no un ÉL! !De nuevo, traduciendo del hebreo, leemos en el versículo 8: '¡por la rebelión de mi pueblo fueron ELLOS heridos!' (NEGA LAMO - tercera persona del plural!).

¡Pero, espere un minuto! ¿A QUIÉN está citándose en Isaiah 53? ¿Al Profeta? ¿Al pueblo de Israel? La confusión está causada por la artificial división del capítulo. La historia del Siervo empieza en capítulo 52, versículo 13,: ¡'He aquí que mi siervo será prosperado! (Jesús fue desamparado, Mateo 27:46)... ¡así asombrará él a MUCHAS NACIONES! (¡GENTILES!). Los reyes cerrarán ante él la boca, porque VERÁN (LOS GOBERNANTES GENTILES) LO QUE NUNCA LES FUE CONTADO y entenderán lo que jamás habían oído!

Estos son los gobernantes de las NACIONES que exclaman asombrados: '¿quién habría creído lo que nosotros informamos? El Siervo despreciado y rechazado sufrió como resultado de NUESTROS PECADOS, y no obstante, él nos sanó con su fidelidad. ¡Creímos que había sido golpeado con violencia por Dios, sin embargo, en realidad, él fue quebrantado por nuestras iniquidades que nosotros los gentiles perpetramos contra él! 'Ahora, sabemos que la Cristiandad se expandió a traves de las naciones de Europa por miríadas de santos, apóstoles y predicadores, por tanto el elemento sorpresa no existe si lo que los gobernantes gentiles aquí citan estubiera refiriéndose a Jesús; pero que sorpresa se llevarán cuando perciban por sí mismos, que el Siervo de YHVH despreciado y afligido es ISRAEL que desde su nacimiento y durante siglos ha sufrido a manos de naciones pecadoras, los Faraones, Hamanes, Hitleres y los pecados de Israel.

Pero, no TODO ISRAEL fueron Siervos justos. ¡Muchos eran pecadores! ¡EL SIERVO, EL ISRAEL IDEAL es una clase dentro de Israel! ¡Los Profetas, los santos, las sabios, como Moisés - Jeremías - Isaías - Elías - Akiva, etc. - todos los santos que perecieron en las inquisiciones, cruzadas, los pogrom, el holocausto - éstos son el SIERVO COLECTIVO, la luz entre las naciones, ISRAEL FIEL que ha llegado a ser testigo de YHVH mediante hechos, sacrificio y fe tenaz! (Este siervo colectivo es descrito más intensamente en el capítulo 65 de Isaías.)

SI ES ASÍ... ¿por qué murió Jesús? ¿Si él no era el Siervo justo de YHVH, (y NO lo ERA), por qué murió de una muerte tan terrible? La respuesta a esta pregunta está inequívocamente proporcionada en las Escrituras Hebreas.

"¡¡Les diréis esto: "Los dioses, que NO hicieron los cielos ni la tierra, DESAPAREZCAN de la tierra y de debajo de los cielos!!". (Jeremías 10:11)

Por Mordecai Alfandari